¡AHORA SÍ… DEFINITIVAMENTE EL MÉTODO FUNCIONA!

Tras el entrenamiento de las habilidades sociales de nuestros alumnos colaboradores podemos constatar que, en todos los casos, se ha producido un incremento general de las mismas respecto a la evaluación inicial realizada con anterioridad al entrenamiento.

Tanto en el caso del alumno con perfil producción, como en el de los alumnos con perfil administración y comercial ,  el índice de probabilidad de inserción laboral  en atención a su nivel de habilidades sociales -IPIL- se ha incrementado significativamente.

La ponderación de las puntuaciones que finalmente proporcionan los cuatro instrumentos de evaluación utilizados -autoevaluación por parte del alumno, evaluación del profesor-tutor, evaluación de la empresa colaboradora y evaluación ofrecida por el test de competencias sociales utilizado-, apuntan además en la misma dirección: el incremento de habilidades sociales que experimentan los alumnos de formación profesional que se han sometido voluntariamente al programa  diseñado para el entrenamiento de las mismas,  es inversamente proporcional a su nivel de habilidades sociales inicial. En este sentido, apreciamos que el alumn@ que menos IPIL presentada antes del entrenamiento, ha experimentado un mayor incremento en el mismo y que el alumn@ que más IPIL presentada inicialmente presenta   un incremento menos significativo.

Es además especialmente digno de mención el hecho de que el entrenamiento haya producido resultados positivos en este contexto de pandemia sanitaria en la que aún hoy estamos inmersos, en cuanto que ha obligado a realizar las diferentes sesiones de entrenamiento de manera telemática.

Entendemos que la imparcialidad en el tratamiento de los datos obtenidos, unido a la diversidad de instrumentos de evaluación utilizados, dota de un elevado nivel de objetividad a las conclusiones que, con carácter general,  se derivan del estudio :

1ª- El método diseñado contribuye a mejorar el índice de inserción laboral de nuestros alumnos de formación profesional, independientemente del perfil profesional de cada uno de ellos ( comercial, administrativo o producción), del ciclo formativo cursado y del lugar del territorio nacional en que curse sus estudios.

2ª- El método funciona incluso utilizando la vía telemática para desarrollar las sesiones de entrenamiento . Ello permite  presuponer que el entrenamiento presencial contribuiría en elevar el IPIL de los alumnos más aun.

3ª- Existe una relación inversamente proporcional entre el IPIL final  e IPIL inicial de los participante en el proyecto: mejoran más sus cifras los alumnos que menor IPIL inicial presentan.

4ª- Cualquier docente de Formación Profesional, con una mínima formación en habilidades sociales, puede entrenar la de sus alumnos.

 1,422 total views,  1 views today